Iglesias en Colombia

Las iglesias evangélicas de cualquier denominación y sus divisiones

Las iglesias evangélicas inclusive las católicas no pueden actuar por cuenta propia, de forma independiente del gobierno y sus normas y tampoco pueden actuar independientemente como iglesias.

Las iglesias deben tener una casa matriz en cada ciudad, la cual depende de la casa matriz gubernamental que dicta las normas según la constitución vigente para sus cultos, con sus debidas excepciones.

Llamase concilio, como se llame el que debe tener la vigilancia de las iglesias, debe ser aceptado con toda su documentación por el gobierno local, primeramente, independientemente de todo lo que no sea eclesial.

La palabra de Dios es una sola, interpretación privada para lo espiritual y para lo legal en algunos casos que se justifique para la protección de los menores a cargo de sus propias familias o sea de los congregantes.

La iglesia no es una rueda suelta, si las divisiones son tan profundas que no pueden tener reconciliación debido a las graves faltas de sus administradores, debe el gobierno tomar cartas en el asunto y si no se puede certificar la titularidad del pastor, se debe observar las mismas normas con sus debidos apartes para las empresas privadas o concertadas en acuerdos Gobierno-Iglesias.

Únicamente en el caso de aquellas iglesias que la inversión sea del mismo Pastor o Sacerdote, en cuestión de instrumentos y demás pueden funcionar con permisos que la ley determina. Pero aquellas Iglesias de congregaciones grandes que se han logrado fortalecer con los dineros de las personas que se congregan deben dar cuenta de sus registros y funcionamiento de la iglesia.

La iglesia en general debe de acuerdo con el gobierno y demás, establecer las cuestiones que atañen a situaciones de ubicación, locales y demás. La iglesia es prístina, transparente no como en la política.

Dios te bendiga